Pages

Trabajar con los mejores


¿Cómo son los mejores? ¿Qué los hace diferentes? ¿Por qué les cuesta tanto encajar? ¿Por qué algunas veces son rechazados? ¿Cuáles son sus exigencias para formar parte de un equipo? Cuando digo “trabajar con los mejores” no hablo de gurús, expertos, superdotados o personas que estén fuera de nuestro alcance, habló de esos inquietos que trabajan dando el máximo en lo que les apasiona. Analizando varias personas con este perfil di forma a unas características que se repiten en cada uno de ellos:

1. Son intensos y perfeccionistas: Particularmente los llamo “criticones en búsqueda de la excelencia”, hay que reconocer que critican TODO (hasta a ellos mismos) y esta es una de las razones por las que muchas veces son rechazados, muy pocos soportan su exigente nivel de detalle. Los que si conocen los efectos positivos de este “don” los convierten en el eje central de sus equipos de trabajo.

2. Son extremadamente creativos y curiosos: Hace poco leí una frase que va perfecto con esta característica, decía: “La gente que no puede ser creativa se vuelve destructiva”, razón por la que muchas veces “los mejores” no encajan, ni les interesa encajar y van de lugar en lugar buscando un espacio o un equipo que les permita crear sin limitaciones respetando cada una de sus ideas. Un buen ejemplo de esto fue Steve Jobs cuando lo despidieron de Apple, “los mejores” a veces no encajan ni en su propia empresa.

3. Son arriesgados, irreverentes y libres: Nadie que no sea ellos mismos puede si quiera pensar en dominarlos o pedirles que se sometan a situaciones que no quieren, ellos imponen lo que quieren ser y se reinventan a diario, confían demasiado en su visión. Tienen una alta capacidad de escucha, pero solo atienden a quienes se ganan su respeto.

4. Aprenden constantemente: Después de leer lo distintos que son no pensarás que para ellos aprender es leer un libro, ir a la universidad o hacer un curso ¡NO! Su mayor fuente de aprendizaje son los errores y la experiencia.

Para finalizar me permito hacerlo con esta reflexión de Elbert Hubbarb: “Existe algo mucho más escaso, fino y raro que el talento. Es el talento de reconocer a los talentosos” ¿No te parece?

No hay comentarios.:

Publicar un comentario